miércoles, 30 de junio de 2010

Indian Killer...



... de Sherman Alexie...

El asesino siguió a los hombres blancos, elegidos al azar, ocultando debajo de la chaqueta aquel magnífico cuchillo envainado. El asesino se limitaba a escoger cualquier hombre de traje gris y lo seguía del edificio de oficinas al cajero automático, del restaurante donde almorzaba al edificio de oficinas. Aquellos hombres de traje gris no eran felices; sin embargo, daban muestras de su infelicidad sólo durante los momentos de debilidad. Golpeaban las teclas de un cajero automático que no funcionaba. Gritaban al taxista que se había acercado demasiado. Insultaban a los mendigos que pedían una moneda. Pero el asesino también advertía los signos más sutiles de infelicidad. Una ligera cojera a causa de un zapato apretado. Los ojos cerrados, la cabeza echada hacia atrás durante la espera ante el semáforo. La ligera vacilación antes de abrir una puerta. Los hombres de traje querían huir, pero estaban atrapados en su odio y su ira.

martes, 29 de junio de 2010

De calles llenas de caramelos


A veces creo que me gustaría tener la habilidad de rebobinar los días, las horas, o los segundos. Justo en ese momento en que algo (in)esperado sucede a lo largo del día, me encantaría dar marcha atrás y detenerme justo en ese instante en que todavía tiene todo que suceder y todo es posible. Rebobinar hasta primera hora de la mañana, por ejemplo, como ayer, cuando tomé esta foto y caminaba distraída por esta calle, tan tranquila como cada día, ajena a lo que pasaría después, paseando junto a piruletas, caramelos y otros dulces. Todos ellos andan condenados en breve a desaparecer, como todo, como lo bueno y como lo malo. Así pues, cuando eso ocurra, me habrá gustado haberlos recordado por aquí y no me dará rabia seguir sin saber/poder rebobinar.

De pensamientos errantes...


La gente presupone que dejar vagar la mente es algo malo, pero si no pudiéramos hacerlo durante una tarea aburrida, la vida sería horrible (Dr. Smallwood)

Me ha encantado este artículo del NYT, titulado 'Discerniendo las virtudes de la mente errante' (¡traducción patatera pero a estas horas mis neuronas aún no andan despiertas!). A quien sepa inglés, que le eche un vistazo. A quien no, se lo resumo brevemente.
Y es que el artículo da cuenta de que por fin eso de tener la cabeza en las nubes (ser un soñador de día, como lo llaman en inglés, daydreamer) tiene su lado bueno según los estudios científicos. Lo que antes Freud decía que podía llevar hasta la psicosis, ahora puede incluso ser positivo, ya que fomenta la creatividad y es una herramienta para solventar problemas.
Soñar despierto, tener la mente en las nubes, fantasear...todo ello se incluye ahora en 'mind wandering', un término que seguro acuñan pronto y suena hasta bonito y poético :D
Y es que, al parecer, cuando andamos mirando las musarañas (un 30% del tiempo en que andamos despiertos...¡casi ná!), resulta que nuestro cerebro -tan perfecto él- sigue a lo suyo, activo en una serie de conexiones que despierta la creatividad y la imaginación....¡Qué cosas!

Ilustración: Victor Koen


The Monkees - Daydream Believer


No la conocía...gracias, Raúl! Genial

domingo, 27 de junio de 2010

viernes, 25 de junio de 2010

Escuchando hoy a... Claude François

... sé que a algun@s aún les dura el dolor de cabeza...
... sé que es duro ponerse a trabajar hoy (¡pa' los que no tenemos puente!)
... así que nada mejor que escuchar esta taladrante melodía...
... descubrir a un dicharachero cantante francés...
... y, por supuesto, reproducir (¡aquell@s que se aburran hoy!) esta bonita coreografía que, desde hoy, está en el top de las mejores que he visionado en el youtube...

¡Buen finde!

miércoles, 23 de junio de 2010

Feliz noche de San Juan...


Noche de san juan
Anticuado, interrogo las estrellas,
su desnudo, inapelable misterio,
mientras miro las llamas en la playa,
en esta noche cuando empieza el verano.
Lector de Drieu o Pavese, sé también
lo sencillo que puede ser acabar con la historia,
no preguntar ya nada, olvidar para siempre
esta apariencia de tarjeta postal.
Frente a mí, imperturbables, desveladas,
pasan, en silencio, vida y muerte,
evitando, con un rictus cansado,
este fantasma insomne, este papel en blanco,
esta hoguera apagada que perdura.

Juan Luis Panero

Fire it Up, Modest Mouse

jueves, 17 de junio de 2010

De días únicos...


Cada día es único. Si ha visto la película Entre copas, recordará que uno de los protagonistas, después de haber perdido a la mujer que amaba y de tener un mal día, se mete en una cadena de comida rápida y abre una botella de vino única, una auténtica pieza de colección. ¡Y se la toma en una hamburguesería! Me fascina esta escena. He visto la película varias veces y sigue siendo mi secuencia favorita: es la vida en estado puro. No sirve de nada guardar una botella de vino para la ocasión especial. Cualquier día es o puede ser una buena ocasión para tomarla.

Extraído de Vivir sin jefe, de Sergio Fernández... Un libro genial, que ha sido una de las cosas que me ha alegrado la semana y que consigue que irremediablemente te caiga bien su autor. Qué pena que al final no pude asistir a su taller de Barcelona. Os lo recomiendo muy mucho, y si vivís sin jefe, más :))

Y pongo un vídeo, cuya música ya sonó por aquí de tapadillo en otro post, pero me apetece escucharla con la original, acompañada de este creativo vídeo...



¡Feliz finde...!

miércoles, 16 de junio de 2010

Hoy es Bloomsday...


... y en homenaje a ese eterno día joyciano, el día del florecimiento, dejo uno de los poemas de este autor irlandés...

James Joyce, Poema XV

Sal, mi alma, de los helados sueños,
Del profundo sueño del amor y de la muerte,
Pues ¡mira! de suspiros se llenan los árboles
Cuyas hojas reprende la mañana.
Domina al este la gradual aurora
Donde brotan suaves fuegos,
Agitando aquellos velos
De gris telaraña de oro.
Mientras dulce, gentil, secretamente,
Repican las campanas de flores matinales
Y el sabio coro de hadas
Empieza (¡innúmero!) a escucharse.

The Dubliners

lunes, 14 de junio de 2010

Viendo hoy... a la futura generación de universitarios

Siguiendo con el post anterior y robándole este vídeo a una antigua compi de fatigas universitarias, pongo este dicharachero vídeo. Me alegra ver que las cosas parecen haber cambiado un poquitín en mi antigua alma máter.
Disfrutad del vídeo...creo que es perfecto para un comienzo de semana :)



Nota: Me declaro fan absoluta del angelito del vídeo :)

viernes, 11 de junio de 2010

De la creatividad...


¿Matan las escuelas la creatividad? Así se titula este divertido e interesante vídeo que pongo para cerrar la semana y que vale mucho la pena... Buen fin de semana a tod@s...





Y para quienes les interese, una lectura que me han recomendado (¡y ando leyendo!) y el blog de su autor, Eric Maisel.

miércoles, 9 de junio de 2010

De historias que me dejan muda...


Estos días ando un poco sin palabras. Me censuro yo solita mientras observo cosas que no entiendo y que aún no sé si son buenas o malas. Tiempo al tiempo. Esta semana me ha tocado descanso, ¡lo necesitaba tras un finde intenso! Pero mientras lo dejo todo en barbecho, sigo aprovechando para atar cabos sueltos, cosas no terminadas y pendientes que por fin parecen haber llegado a su final. Ya era hora.
Y así, siguen habiendo historias que me enmudecen. Historias como las que nos relatan en un interesantísimo curso al que asisto de medicina forense, historias que nos hacen conocer la vida que hay detrás de muchos conocidos y no tan conocidos casos legales, historias que te hacen ver las distintas aristas de muchas cosas aparentemente terribles. Y no sólo me dejan flipada a mí sino a otra gente, como a J.M. Andreu, cuya historia recogió ayer El periódico y me dejó mudita también. Historias que asimismo podrían ser la trama central de cualquier novela de John Irving, autor que se pasará hoy por Barcelona y al que me perderé por autoprescripción médica pero de cuyo evento ya me harán crónica. ¡Id si podéis! Y es que no me separo de las historias insólitas. Me topo con otra hoy mismo, repasando El País y que habla de los vinilos más buscados y cotizados en España. Y vuelvo a sorprenderme al descubrir los grupos que protagonizan este insólito ránking... Bandas como Familia Real o Vainica Doble y que tuvieron hits -descubro- como estos... en fin, mejor que me vuelva a quedar muda escuchándolos un rato, porque tienen su qué :D


Dios se salve a sí mismo, Familia Real



Caramelo de limón, Vainica Doble
...irrepetible vídeo...

viernes, 4 de junio de 2010

Tengo ganas de ver... Inception

Nunca recrees de tu memoria,
siempre imagina nuevos lugares.

De hecho, lo que en realidad tengo ganas de hacer es ponerme al día de todo el cine pendiente que tengo aún por ver y este finde va a ser que no, de nuevo...
Pero bueno, me conformo con tráilers como éste, que le hacen pensar a una más en lo que ha de venir que en lo que podría estar viendo en estos momentos (!) Pero vamos a esperar para cuando llegue el ansiado verano y la cartelera parezca un desierto para llenar esos huecos cinéfilos que se acumulan durante el año...

Para quienes vayan al cine este finde o vean alguna peli interesante, que la disfruten!!
Y si vale la pena, please, que la recomienden luego :)

jueves, 3 de junio de 2010

De Alicia Keys y su concierto en Barcelona...


Ayer tocó Alicia Keys en el Palau Sant Jordi, una de sus paradas de su gira mundial en España. No he sido seguidora de esta artista en los últimos años pero sí que compré su primer álbum hace un porrón de tiempo, cuando una era jooooooven y su ‘Fallin’’ empezó a sonar por las radios estadounidenses. Recuerdo que me llamó la atención que fuera admiradora de Maya Angelou, una figura clave de la literatura afroamericana.

Con el tiempo, no sé qué debe quedar de esa Alicia, sumida ahora en el escándalo de haber ‘roto un matrimonio’ y anunciando boda y embarazo como capítulo final de esa historia. Quiero creer que las reminiscencias de sus orígenes siguen estando presentes (inició el concierto con ‘Caged Bird’, canción inspirada por la novela "Yo sé por qué llora el pájaro enjaulado") y quizá por eso ahora, sus dotes de danzarina y megaestrella no dejan de ir acompañadas de reivindicaciones políticas (iconografía comunista durante el show, imágenes de Kennedy y Martin Luter King, repetición de consignas de tipo político... Rise up!) y no políticas (Hope, Less fear, I am You, You are Me, We are Us).

Encantadora con el público, sonriente, perfecta, vamos. Un show calculado al milímetro que no admitió bises, pero sí complicidad con el público. Un show a la americana vaya (¡y pa' eso fui! porque no acostumbro a frecuentar estos espectáculos), y que hizo las delicias de sus entregad@s fans (a las que yo acompañaba, ¡para empezar!!!), muy heterogéneos, por cierto. Gallina de piel a ratos: especialmente cuando tocaba el piano y también, cuando su corista, Whitney Keaton, se marcó una versión del Feelin' Good de Nina Simone.

En fin, que no me importaría volver a ver a la muchacha. Entretuvo con todos sus hits y nos entraron ganas a tod@s de hacer un viajecito a New York enfundad@s en su característico sombrero... Notable alto o twelve points, pues, pa' la chica y su excepcional banda....:)


martes, 1 de junio de 2010

De otras miradas y de musas rebeldes...


Hace falta a veces que alguien haga una película, escriba un libro o tan sólo nos comente algo para que lo que miramos cambie en cierto modo. Algo en lo que no te habías fijado, de repente cobra vida, llaman tu atención detalles hasta ahora no observados o simplemente, estamos más despiert@s a unas cosas que hasta la fecha no prestábamos atención.

Eso es lo que me acaba de pasar tras leer La musa rebelde (Elizabeth Hickey). Me encantó su anterior libro El Beso (hablando de Klimt) y nada más ver éste tuve que pillarlo. Una pena que no esté a la altura que el anterior (repite fórmula, calidad de pobre best seller, roza demasiado la novela rosa). Pese a ello, se lee en un suspiro y lo más interesante: te descubre un personaje (Jane Burden), la musa del título que fue el eje de un triángulo amoroso formado por Dante Gabriel Rossetti y William Morris, con quien se casó.

La novela sirve así para redirigirnos la mirada y observar más allá de los cuadros. Burnes-Jones, John Rushkin, la pobre suicida y ofeliana Elizabeth Siddal (¡merecería una novela aparte!) o Fanny Cornforth van y vienen durante las páginas de esta novela, que no me gustaría que quedara sepultada en un alud de recientes novedades.

Descubrimos así, en las primeras páginas, que Jane Burden era considerada poco agraciada en su entorno y tuvo que llegar Rossetti para que los demás la empezaran a ver de forma distinta. Si eso fue una suerte o no para ella nunca lo sabremos. Pero Hickey nos da la oportunidad de que lo imaginemos al menos, recreando la historia de ese rostro que representó a Prosperpina y al a Ginebra artúrica, que hemos visto montones de veces. Personalmente, me la ha hecho por fin notar con nombre y apellido y ha hecho que me interese por fin por ella. Algo que no hice ni cuando visité en Madrid la expo de prerrafaelitas. Sólo por eso ha valido la pena la lectura, porque en definitiva, ha hecho lo que tienen que hacer los libros, sean buenos o menos buenos: cambiarnos la mirada.

Más: Las musas y sus artistas
Proserpina


Alela Diane