viernes, 27 de junio de 2008

De Kelly Haigh...


Descubrí a Kelly Haigh hace unos meses, a través del myspace de otra fantástica artista que ya recomendé por aquí, Latrini. Desde entonces me paseo de vez en cuando por su web, rebuscando entre sus hipnotizantes imágenes... Me gusta Kelly Haigh porque tiene su universo propio, formado por distintas y perturbadoras ilustraciones: niños/as, santas, conejos, escenas llenas de magia, toda clase de metamorfoseados animalitos... Dibujos trazados con vivos colores y con un arte que desprende luminosidad y al mismo tiempo, deja entrever todo un mundo oscuro agazapado entre piruletas y escenas circenses...

Si se lee la biografía de su web, tan sólo cuenta un extraño episodio con un cuervo que halló muerto en una carretera hace unos años y de cómo luego fue eso lo que pidió a su padre para su cumpleaños (sí, un cuervo muerto)... Al final, lo consiguió y lo bautizó con el nombre de Jack T. Crow. El cuervo, al parecer, la escruta siempre mientras pinta y la acompaña, literalmente, en sus sueños. Según cuenta, tras adquirirlo (traducción libre):
“Estaba en la cama, cerré los ojos y vi cómo Jack bajaba y me empezaba a picotear los ojos, dejándome las dos cuencas ensangrentadas, lo cual es extraño, porque en el momento en que imaginé que perdía la vista fue el momento en que empezaron las visiones... Bueno, no tanto visiones, más bien sueños...y desde entonces, aún no ha llegado la noche en que no los haya tenido. Siempre empiezan de la misma forma. Me subo encima de Jack, y viajamos a través del tiempo y espacio... Uy, a la de sitios que me lleva. Hemos ido a jardines, llenos de bebés, listos para llevárnoslos. Hemos volado por cielos grises y verdes...y de colores que nunca he visto. [...] A cambio, Jack me pide que pinte lo que veo [...]. Y ha ocurrido también, en más de una ocasión, que lo que hemos visto ha sido algo escalofriante. Una vez, por ejemplo, vimos cómo dos zorros inspeccionaban el cuerpo de una niña a un lado de la carretera [...] También ha habido otras cosas también, cosas inenarrables, cosas que probablemente no podría poner en un lienzo, o en una película, pero Jack siempre insiste... Y nunca me atrevo a decirle que no a Jack T. Crow.”

Kelly vive en Canadá y toca en Ashley Park, un grupo interesante que interpreta melodías sugerentes y con un puntito triste. También resulta que Kelly es peluquera y tiene su saloncito y todo en su pueblo :) Ah sí, y se ve que está obsesionada con la taxidermia victoriana... ¿Rarita? :) Bueno, puede... :) Pero a Kelly le gustan muchas más cosas... El cine, leer (Murakami) y muchos tipos de música: The Byrds, The Clash, Emmylou Harris, Aimee Mann, Gram Parsons, Camera Obscura... y sobre todo, sobre todo, le gusta Bob Dylan y Neko Case... eso, al menos tenemos en común :)


Buen finde... :)

Neko Case: Maybe Sparrow...


7 comentarios:

RAÚL dijo...

kelly graba la música en casa, con terry, que es multi-instrumentista y escritor y cineasta y de tó (eso dice el myspace, vamos). los dos viven juntos, comen mucha ensalada y ven películas. vaya par!! :)

sylvia dijo...

...el detalle de las ensaladas parece importante XDD y lo desconocía...gracias (!) :)

burdon dijo...

Oh, molan los dibus, y la tal Neko esta suena muy bien, y el videoflim está chulo. Creo que le voy a pasar un dibujillo de estos de esta tal Kelly Haigh a una amiga, una de esas chicas es clavadita a ella, je.

Bon finde!

Beto dijo...

se me hace que eso de las ensaladas es pura mentira, han de ser canibales, solo pasa el detalle de en que pueblo viven, porque no me las quiero ir a topar ajaja

sylvia dijo...

:)

Monik dijo...

Me encantan sus pinturas...me recuerdan a Margaret Keane, la creadora de los "big eyes" en sus cuadros. Aunque esta chica no los hace tan grandes..

Besitos y buen finde para ti también!!

sylvia dijo...

Es verdad :)