lunes, 7 de abril de 2008

De confesiones...




Este mes es especial... ya llegará el día pero se cumple un añito de blog. En estos meses he oído numerosos comentarios acerca de todo...en especial, sobre la cuestión de la privacidad, a lo de poner cosas personales a la vista de todos... Una de las cosas más sorprendentes de esto del blog es darme cuenta cómo cada persona ha interpretado ‘a su bola’ muchas de las cosas aquí puestas y escritas. Cosas que he escrito en primera persona tal vez se referían a una tercera, cosas que yo pensaba que quedaban claras han sido totalmente malinterpretadas... con lo cual, me doy cuenta de que cada persona ‘lee’ y ‘capta’ las cosas a su manera y que eso de lo personal y lo público es una línea muy borrosa y distorsionada y por ello, me alegra que cada persona lo vea a su modo...que se corresponda o no con la realidad poca importancia tiene. Pero bueno al tema... Otros de los comentarios frecuentes que recibo son acerca del contenido de los posts... (que si qué nivel, que si tengo que tragarme el Informe Semanal para tener una conversación contigo, no, E., no es necesario...:)) En fin, ese retintín que acompaña algunas conversaciones familiares... Pero ¿qué le voy a hacer si me gusta más ‘A dos metros bajo tierra’ que ‘Escenas de un matrimonio’? No las de Bergmann... En fin, que soy un cúmulo de muchas cosas y eso ha dado como resultado este cajón de sastre que es el blog. Pero bueno, a todo esto, no me he querido olvidar de que tengo un pasado y eso forma también parte de mí así que se me ha ocurrido dedicar esta semana a algunas confesiones personales... Afirmo desde ya que son ciertas y recuerdo a aquella gente con información privilegiada que me lee que puedo censurar comentarios :) A los que os pasáis por aquí en busca de recomendaciones o descubrimientos y que no me conocéis, esta semana casi que ni os paséis :) De hecho, OS SUPLICO que no os paséis :) Y si no me hacéis caso, no me hago responsable de las secuelas que ello pueda causaros o el cambio de imagen virtual que pueda producirse respecto a mi persona... Así que bueno, dicho esto y encima en lunes, tomaré aire...
Aquí va la primera...

10 comentarios:

Un beletrista dijo...

Querida Sylvia,

te escribo mientras, de fondo, suena la Década Prodigiosa...

Una década que, para mí, a estas horas de la noche, también me precede la semana, una semana que se promete, a su vez, prodigiosa.

Me inclino ante tus mayúsculas y prometo no asomarme por el blog durante siete días. Digo yo que será cosa de la luna nueva, alcanzó su oscuridad total el viernes por la noche y trastocados quedamos los lobos y movedizas las nubes en el cielo... Así pues, aprovecharé esta semana para dedicarme a mis beletrías.

Made in Spain, tatuado en su piel, cien mil vatios de sol...

Por cierto, con esto de dedicarse a la ficción... A veces no sabes dónde empieza ni cuándo acaba... Cómo decírtelo... Quizás, esta semana, esté espiándote.

Ella es made in Spain, la mejor garantía... Made in Spaiiiinaaaah....

Espiándote y acompañándote.

Un fuerte abrazo,

Carlos

sylvia dijo...

Querido beletrista,

Tras leer tu mensaje he caído súbitamente en la cuenta de que el daño provocado puede ser más irreparable del inicialmente imaginado (!!) LO SIENTO, LO SIENTO, LO SIENTO. Ya es demasiado tarde. ¿Un beletrista con la música de La Década de fondo y escribiendo algunos versos de la canción?? Como duele... Dios, no quiero pensar en las consecuencias literarias que esto puede tener en la semana que te aguarda...
Así que por tu bien, y por el de tu escritura (¡piensa en el arte!), te R-U-E-G-O que no te pases por aquí (¿Te lo puedo ordenar???)...Prometo que este blog volverá a 'la normalidad' dentro de unos días... Hasta entonces, apartémonos de la luna (que es mu mala) y disfrutemos de esta semana :) Un abrazo,

RAÚL dijo...

bueeno, es normal tener un top-chungo personal. la adolescencia es una edad difícil, de irregularidad hormonal, y también cerebral, está claro. la decada prodigiosa es terrible, desde luego, pero vamos... todo el mundo tiene un pasado!!

sylvia dijo...

...gracias, gracias :) esto era preadolescencia, creo...pq en la adolescencia ya había dado un vuelco extremo en gustos... :)

ana dijo...

a veer! que todos tenemos un pasado!! (algunos llenos de hombreras...jejej!)
yo, hija! soy de las que me paso por aqui, ya lo sabes! básicamente pq me apetece leerte, escucharte, seguirte...o sea que ahora no se prohibe o se recomienda nada! me oyó?
massa tard! ;-)
además...mi parte "de portera maruja" y/o voyeur (si lo quereis más fino!)tira mucho!
;-)
por cierto que yo, hija! confieso q me siento como la que "hace los comments más tontos y menos intelectuales de tu blog" por aquello de empezar ya con las confesiones...!
pero mira! lo tengo ya asumido!
;-)

sylvia dijo...

jajaja...no hablemos de hombreras, por favor... esto de las confesiones es pa animar y poner un poco de humor a la semana...no tiene más ;)) Y me encantan tus comentarios así que zankius :)

Anónimo dijo...

Estimados compañeros del wordsarevitamins: tenemos testimonios gráficos de la época decadera. Lo vendo barato... JEJEJEJE!!!
Y confieso: YO TB FUI FAN DE LA DÉCADA, pero si sylvia era pre-adolescente, yo todavía no tenía sentido común... Y es que ahora veo el vídeo, y pienso: de verdad deseaste fervorosamente su victoria en eurovisión? No sé qué es mejor (más cómico) si el vestuario o lo gallos que meten sistemáticamente al final de cada estrofa ... jejejeje. Qé tiempos! Me quedo con lo bien que lo pasábamos mi hermana elena y yo haciendo los playbacks respectivos de cada "single"...

qé momento tan pick! qè bo!
MERCI!
s

sylvia dijo...

Solo seis pa-la-bras: te queda poco tiempo de vida... :)

Un beletrista dijo...

Te cojo el testigo, querida Sylvia.
Y lo cojo por los pelos.
Por las seis palabras que escribes.
Por si a alguien le interesa:

http://www.smithmag.net/sixwords/

sylvia dijo...

¡Qué bueno! Buf...esas seis palabras :))) ¡Gracias por el enlace!